Una cámara espía en casa

La privacidad es una de las máximas preocupaciones de millones de usuarios de internet. El hecho de conectarte a una red global público no significa renunciar a tu intimidad. Desde hace un tiempo se habla de los peligros de las webcam de nuestros equipos. Millones de ciberdelincuentes se encuentran al acecho de la próxima víctima. Por ello, el director del FBI de EEUU ha recomendado recientemente tapar el dispositivo, a fin de evitar intromisiones indebidas. Así lo recoge la página virtual Actualidad Gadget. Tapar esa cámara espía en casa cuando se encuentra en desuso es “una acción prudente que debería realizar cualquier usuario”. La web MyComputer nos ofrece una serie de consejos útiles para la seguridad del usuario. Estos ayudarán a mantener salvaguardada la privacidad de los que utilicen el equipo. Después de todo, la webcam es un dispositivo de grabación potencialmente inseguro con acceso al hogar familiar del propietario.

Primeras revelaciones acerca del espía

Hace unos mese podía verse como Mark Zuckerberg tenía tapadas la webcam y el micrófono de su MacBook Pro. La foto se volvió viral suscitando polémica en torno al sempiterno debate sobre la privacidad en la red. Pero el espionaje remoto a través del dispositivo de grabación supone una intromisión que preocupa desde hace años. Edward Snowden dio la voz de alarma sobre herramientas usadas por ciertos países para el espionaje utilizando la webcam. Éstas, llamadas Gumfish y GCHQ, permitían acceder a las cámaras de los usuarios activan además el micrófono. De esta forma, se podía saber en todo momento qué ocurría en torno al equipo, siendo usadas para extender malware. A raíz del anuncio de Snowden, los fabricantes de software trabajaron para arreglar las vulnerabilidades de sus productos. Apple, Google y Microsoft entre otros se apresuraron a lanzar los correspondientes parches que taparan dichas brechas de seguridad.

El FBI advierte

En una conferencia en el Centro de Estudios Estratégicos e Internacionales, se advirtió acerca de los peligros que

amplificador-de-sonido-espia-jpg
  • Facebook
  • Twitter
Ver Amplificadores Espía Disponibles

la webcam trae consigo. El máximo director del FBI afirmó que tapar dicho dispositivo sería “una acción prudente” del usuario. Millones de mirones y extorsionadores acechan en red, deseosos de encontrar una víctima. Además, cuando en el hogar habitan niños o adolescentes, la precaución debe aumentar. Los más jóvenes son los más susceptibles, pues en internet existe un alto porcentaje de delincuentes sexuales. Por todo esto, se recomendó tapar el objetivo del dispositivo y desactivar la entrada de audio. Algunos modelos de ordenadores poseen una tapa que puede deslizarse para cerrar el acceso de la cámara. Si no se dispone de uno de ellos, con una cinta adhesiva o un precinto es suficiente. El micrófono también debe estar configurado para que la entrada de audio sea a través del jack de micro.

Cómo tapar la cámara

Si la webcam es externa, con desenchufarla es más que suficiente. Pero si el dispositivo está integrado en el sistema, se deberá deshabilitar desde el panel de control del equipo. En caso de no querer hacerlo, bien por comodidad o a causa del frecuente uso, tapar la lente también es una opción. Es un método simple y efectivo en lo referente a imágenes, pues el micrófono debe ser configurado a parte. Con desactivar la entrada de audio vía webcam, el peligro quedaría saldado. Con tan sencillos pasos la seguridad de la familia queda salvaguardada. Las acciones a realizar no conllevan un gasto de tiempo o esfuerzo extremo, y son una medida de seguridad extra. La intimidad es un bien valorado y por ello debe prestarse atención a los consejos referidos a su protección. Desactivando la webcam de nuestro equipo evitaremos riesgo innecesarios que pueden derivar en situaciones incómodas o peligrosas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *